¿Conocéis esta planta?

Pues es una de esas especies que deberíais tener en vuestros huertos urbanos.
Se llama Physalis y pertenece a la familia de las Solanáceas (al igual que el tomate, la patata o el tabaco).

Probablemente os suena porque en los últimos años se ha puesto de moda y es común encontrarla adornando postres japoneses. Aunque, a pesar de su aspecto (y de su nombre), esta planta no tiene origen asiático, sino que procede de América del Sur.

Physallis

Su cáliz crece envolviendo el fruto y da lugar a esta especie de “farolillos” que en esta época del año están impresionantes. Pero además de sus cualidades decorativas, los frutos que produce esta planta poseen  múltiples propiedades beneficiosas para nuestro organismo. Son muy ricos en vitamina C. Poseen propiedades antioxidantes y diuréticas, reducen el colesterol y fortalecen el sistema inmunitario.

Physallis

Por experiencia personal puedo decir que es de muy fácil cultivo y súper productiva. Sus frutos están deliciosos y se consumen de formas muy diversas. A mí me gustan solos o combinados con chocolate. ¿Los habéis probado alguna vez?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *